Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de octubre, 2018

Quien espera, desespera

Este mes de septiembre ha sido un mes negro, un mes de espera, de ansiedad y desesperación. Y como bien dice el ya famoso refranero popular español: Quien espera, desespera.
Así ha sido mi septiembre, un mes en que las horas, los días y las semanas pasaban mientras yo esperaba recibir una llamada de teléfono, que no llegó hasta su ultima semana,  para comenzar otra etapa en esta fase de mi vida.
Es curioso las fases por las que he pasado durante este mes, primero esa fase de esperanza, en la que esperas comenzar con un tratamiento que haga que olvides estos meses ya vividos. Buscando un símil, pareces estar ante una nueva puerta, que anhelas pacientemente que se abra, con el objeto de afrontar un nuevo reto....
... pero a medida que pasa el tiempo, entras en la fase de desesperación... la puerta no se abre, y ahí estas mirándola constantemente por el rabillo del ojo, pero nada, no se abre... Y entonces llamas, una, dos, tres veces..., pero nadie te abre, siempre recibes la misma respu…